Regionales | seguridad | personal | joven

Cabrera: una joven denunció agresión policial tras un procedimiento en un boliche

La víctima, Melani Mauri, también apuntó contra el personal de seguridad del local bailable, cuya actuación derivó en que fuera violentamente detenida. Realizó una presentación en una comisaría de Río Cuarto

Una joven de General Cabrera denunció que sufrió una violenta agresión por parte de la Policía de esa ciudad, que habría intervenido por la negligente actuación de personal de seguridad del boliche donde se originó un hecho que la dejó con importantes heridas. Ante lo ocurrido, la chica de 22 años, Melani Mauri, realizó una presentación en una comisaría de la ciudad de Río Cuarto.

Según su testimonio, el pasado domingo a la madrugada, cuando se encontraba en un local nocturno de su pueblo, fue increpada por dos mujeres que la tomaron del pelo mientras estaba bailando en medio de la pista. Señaló que en ese momento personal de seguridad retiró a las tres involucradas en la pelea pero luego dejó que las supuestas agresoras se fueran.

Melani contó que fue entregada a la Policía y, al resistirse, los efectivos le causaron varias lesiones cuando intentaban subirla al patrullero. “El policía intenta manotearme para subirme al vehículo y yo me negaba. Empecé a gritar porque no había tenido nada que ver. En lo registrado por las cámaras de seguridad se ve bien que yo no provoqué lo sucedido. No las conozco a las chicas, no sé quiénes son, no sé por qué empezó el problema”, narró.

La chica dijo que fue ingresada a la fuerza al móvil pese a “la crisis nerviosa” que atravesaba. “Tengo marcas en el brazo, en los dos. Empecé a pedir ayuda para que filmaran porque sabía lo que estaba pasando, que era grave, y cuando me quiero salir del auto un policía me tira y me empieza a apretar la cara contra el piso. Me raspa la cara contra el asfalto. Tengo heridas en los codos, en las piernas, en la espalda, los labios y la cara, por suerte me estoy reponiendo. Jamás me llevaron al médico, hasta que me fue a buscar mi mamá”, precisó.

Melani terminó con varias escoriaciones que quedaron registradas mediante fotografías que la propia joven compartió a través de sus redes sociales, acompañadas de un extenso descargo contra el accionar del personal del boliche y de los agentes policiales que participaron en el procedimiento.

En este sentido, la cabrerense indicó que luego de postear lo que le había ocurrido recibió mensajes de personas que habrían sufrido episodios semejantes. "Hubo un chico que me pasó fotos porque vivió la misma situación hace tres fines de semana. La foto muestra cómo este mismo policía lo tiene en el piso. Está arrodillado arriba de él y le dio la cara contra el piso. He visto muchos comentarios donde está este agente, no es la única situación que ha tenido. Viene arrastrando otras cosas con varias personas, no solamente con nosotros dos", aseveró.

Sobre la denuncia, Melani explicó que el pasado martes se dirigió a Río Cuarto a realizarla y, pese a que debió peregrinar por varias comisarías, logró hacer la presentación. “Me vio un médico y ahí logramos que nos tomaran la denuncia", puntualizó.

Por otra parte, hizo un llamado a testigos que vieron lo ocurrido para que se presenten a prestar declaración y aporten mayores datos a la causa. "Sé que hay muchas personas que vieron lo que pasó, que tienen videos, muchos me han pasado pero me gustaría que si alguien más sabe algo que lo diga. Si bien tengo mucha información, me gustaría que se animen para que esto no le pase a nadie más”, subrayó.

“El caso ya está en investigación”, dijo el jefe de la Departamental Juárez Celman

El jefe de la Unidad Departamental Juárez Celman, comisario mayor Guillermo Tapia, habló sobre el episodio ocurrido en el boliche de Cabrera con Melani Mauri y confirmó que el caso está bajo investigación de Asuntos Internos. Indicó que el Tribunal de Conducta Policial analizará lo acontecido.

No obstante, el titular de la fuerza indicó que dentro del local bailable se habría producido una riña en la que presuntamente estaba involucrada la joven y por ello el personal de seguridad del lugar pidió intervención policial.

“Esta persona estaba fuera de sí y en estado de ebriedad, por eso se llega el móvil con efectivos a los fines de trasladarla”, señaló. Y agregó que, “cuando se arriba con la joven a la dependencia, se inician las actuaciones por desordenes públicos y escándalo. Al hacerle los controles de alcoholemia por medio del personal de Caminera, los mismos dieron valores elevados”.