Deportes | club | equipo | Villa María

De Miguel: "Haremos lo posible para dejar a Salta Basket en lo más alto"

El basquetbolista de Villa María dejó Deportivo Norte de Armstrong tras dos temporadas y es la flamante incorporación del equipo salteño de cara a la próxima temporada de la Liga Argentina de Básquetbol

El basquetbolista de Villa María Federico De Miguel dejó Deportivo Norte de Armstrong y es la flamante incorporación de Salta Basket para la próxima temporada en la Liga Argentina.

El villamariense, de 24 años, se inició en el club Florentino Ameghino, allí comenzó a dar sus primeros pasos. A los 18 años migró a Alianza de Jesús María y un año y medio después llegó a Club Bell de Bell Ville para jugar tres ligas provinciales hasta conseguir el ascenso al Torneo Federal.

Allí, por intermedio del entrenador Alejandro Cupulutti, pasó a los “tigres” de Armstrong. En la entidad santafesina estuvo dos temporadas, pandemia por medio; sus buenos registros llamaron la atención de los directivos de Salta Basket y tras la propuesta armó el bolso y se fue en busca de nuevos objetivos.

Desde “La Linda” y en diálogo con Puntal Villa María, contó las sensaciones de estar en un nuevo club y también sus aspiraciones para la nueva temporada en un equipo siempre candidato que ya ha pasado por la elite del básquetbol nacional.

“La posibilidad de pasar a Salta se dio cuando mi representante me habló contándome que José Pisani (técnico de Salta Basket) estaba interesado en que forme parte del plantel. Andaban buscando un jugador con mis características y, luego de analizarlo, tomé el desafío”, sostuvo el de Villa María.

-Además de la propuesta del entrenador, ¿qué más te atrajo del nuevo desafío?

-Acepté venir a Salta porque consideré que era la propuesta que más me convenía, es una linda ciudad, donde también se habla muy bien del club. Me gustó la posibilidad y sobre todo la propuesta deportiva. Me convencí de cambiar un poco de aire y venirme. Estoy feliz con la decisión.

De Miguel está en Salta hace un par de días, está viviendo en un apart hotel ubicado en una zona linda de la ciudad, a unas 20 cuadras del club, y sobre su nuevo hogar expresó: “Acá me encontré con una ciudad enorme, mucho más grande de lo que esperaba, un lindo paisaje, con cosas nuevas, también teniendo en cuenta el club y su método de trabajar”.

-¿Con qué equipo te encontraste en estos primeros días de trabajo?

-Del equipo la verdad sólo conozco por haber jugado en contra, es un plantel con la mayoría de los jugadores nuevos, en el que todavía nos tenemos que conocer bien entre nosotros y con el correr de los días iremos agarrando rodaje.

Sobre los conceptos del entrenador en los primeros días de trabajo, De Miguel dijo: “Sé cómo le gusta jugar y la verdad es que tiene un estilo que me gusta mucho, creo que voy a poder adaptarme y sentirme cómodo, esperemos ir agarrando eso a través de los entrenamientos”.

-¿Qué objetivos se han fijado para el comienzo de la pretemporada?

-Los objetivos que tiene el equipo soy muy diarios, tratar de ir creciendo y acoplándonos mejor día a día para tratar de llegar cómodos al torneo y de esa manera hacer lo mejor posible para dejar a Salta lo más alto que podamos.

Armstrong, en el corazón

Luego de dos temporadas, Federico tomó la decisión de dejar una ciudad que le abrió las puertas y lo cobijó como a un hijo de la casa. “En Armstrong dejé muchos amigos; entre ellos, compañeros de equipo, cuerpo técnico, gente cercana al club. Generé una afinidad muy linda con la institución. La verdad es una linda ciudad y tambien mi novia es de ahí, por lo tanto voy a estar ligado siempre”.

-¿Juega en tu cabeza la posibilidad de jugar una Liga Nacional o es algo que hoy lo ves lejano?

- Sinceramente, no sé si estaré cerca de una Liga Nacional, obviamente es lo que espero y a lo que aspiro, pero en mi cabeza tengo que tratar de mejorar día a día y, si se da, bienvenido sea.

-Hiciste inferiores en Ameghino y el club está transitando una reestructuración, ¿fuiste llamado para sumarte?

-Sí, en el receso estuve entrenando en el club, estoy muy agradecido por la invitación para hacer trabajos de postemporada con ellos, donde también tengo mucha afinidad, es donde hice mis inferiores, crecí y aprendí mucho. Me quedaron amigos con los que crecimos juntos ahí adentro.

-¿Qué anhelás para este año?

- Mi objetivo es seguir creciendo, entrenando y mejorando tanto en lo deportivo como en lo humano, tratar de llegar lo más alto que pueda.